Saltar al contenido
Blog de Yoly

8 Excusas para no ahorrar dinero que usas muy seguido

pretextos para no ahorrar dinero

Te has preguntando quien sabotea la mayoría de tus planes de ahorro? Pues nadie más que tú, que te dejas influenciar y convencer o te creas excusas para no ahorrar y justificar gastar dinero.

De nada sirve tener un plan o encontrar el sistema de ahorros que mejor se ajuste a ti, si caes en estas excusas.

Una recomendación para ayudarte a superar estos pretextos, es conocerlos. Aquí te va una lista de las más comunes.

Pretextos o Excusas para justificar no ahorrar dinero

1. Trabajo duro y lo merezco

Esta frase me la enseñó mi madre. Cuando tuve mi primer empleo y quería comprarme algo que no era de primera necesidad mi mamá decía, «trabajas muy duro, te mereces darte un gusto» cuando veía algo caro en una tienda me decía a mi misma «tú lo vales» y de forma inconsciente esas palabras se quedan en tu mente y te convencen con mucha facilidad.

También recuerdo que una de mis mejores amigas me decía, que cada vez que cobraba su salario, ella algo de ropa se tenía que comprar, ya sea unos zapatos, una blusa, un vestido y de esa manera mantendría su closet actualizado, a la moda y no gastaría tanto dinero.

La realidad es que mi amiga gastaba mucho en vanalidades y si hubiese llevado un closet más minimalista, quizás hubiese podido empezar a ahorrar desde muy temprano.

Puedes consentirte, pero de forma planificada. Compra lo que realmente necesitas y administra bien tu dinero para que puedas darte los gustos que quieras después de tener lo necesario.

2. Si gano más dinero, puedo gastar más

Por alguna razón tenemos la idea de que ganar más es directamente proporcional a gastar más. Si consigues un empleo donde te pagan mejor, entonces cambias de auto y compras uno más caro; si empiezas a ganar dinero extra lo usas para comprar cosas que no necesitas por el simple hecho de que es dinero extra.

Como anéctoda, te hablaré de una persona de mi familia, que por fortuna mejoró sus malos hábitos financieros.

Esta chica cada vez que recibía un ajuste de salario (que era todos los años) se ajustaba a su nuevo ingreso consumiendolo en su totalidad.

Recuerdo ser testigo de verla cambiar el piso de su cada sin ser necesario por uno «mas bonito» redecorar la terraza para recibir las visitas y pasar la tarde (nunca estaba en casa asi que nunca usaba su terraza).

Todo lo veía como una inversión, sin embargo pudo destinar ese dinero a otras cosas o empezar a armar un fondo de emergencias.

3. Gastar el dinero que no tienes

Cuantas veces haces planes con dinero a futuro ? incluso terminas usando tu tarjeta de crédito para financiar gustos o lujos con la justificación de que cuando recibas el dinero, lo compensas.

Qué pasa si nunca recibes ese dinero o la cantidad es menor de lo que esperas? A menos que sea una necesidad de fuerza mayor (comprar caprichos no cuenta como necesidad) proyecta ahorrar una parte del dinero que recibas y no lo gastes por adelantado.

4. No saber decirle que no a tus hijos

Ya perdí la cuenta de cuantas personas he escuchado decir, quiero que mis hijos tengan lo que yo nunca tuve, y la respuesta a eso deberia ser: Educación financiera temprana.

Si acostumbras a tus hijos desde pequeños a darles todo lo que piden, crecerán con la idea de que hay dinero para caprichos y esos caprichos los convierten en «necesidades» que cuando les digas que no se puede, puedes tener problemas

5. No se que se hace el dinero, no me alcanza

La mejor respuesta a esta frase es: como no tienes un presupuesto, un control de gastos o un plan, posiblmente tu dinero se va literalmente a la basura.

Cuántas veces al mes revisas tus estados de cuenta? que haces con los recibos de tus compras, posiblemente los tiras a la basura y vas revisando en que estas gastando tu dinero.

Parece anticuado, pero un estado de cuenta de tu tarjeta, sólo te dice en lugar donde compraste y la cantidad total pagada; si guardas y revisas tus recibos podrías encontrar a detalle aquellas compras innecesarias que realizas y puedes empezar a eliminar tus gastos hormiga.

6. Sólo por esta vez

Sólo por esta vez me daré este gusto, o compraré esa cartera que me encanta o pagaré un servicio premium por mencionar algunas cosas, es otra de las excusas más usadas para no ahorrar.

El problema es que esta excepción la conviertes en regla y todos los dias o todos los meses empiezas a hacer excepciones que se terminan acumulando y te hacen gastar de más.

7. Regalos Caros

He visto cómo con la finalidad de impresionar a otros, la gente opta por comprar regalos caros o en tiendas caras, para que cuando se vea la bolsa o envoltura de la tienda, sientan más simpatía o simplemente por presión social para quedar bien o sobresalir del resto; sin embargo es un gasto que no pueden pagar o escapa de tu capacidad.

La idea de dar un regalo es tener un detalle con la otra persona, no buscar su aprobación; debes replantearte si realmente es necesario gastar dinero (que quizás no tienes ) sólo por agradarle a otros.

La popular frase de Dave Ramsey es muy atinada para estos casos » Compramos cosas que no necesitamos, con dinero que no tenemos para impresionar a las personas que no nos gustan.»

8. Tengo que aprovechar ahora, quizás esto no se vuelva a repetir

Esto era algo que me pasaba con mucha frecuencia. Cada vez que había alguna promoción especial o estaba de viaje y me encontraba alguna oferta o descuento, sentía que era necesario hacer esa compra.

Lo cierto es que, como les comenté en otra publicación, terminaba echando a la basura muchas de las cosas que compraba por aprovechar una oferta.

Evalúa los gastos que están fuera de tu presupuesto para evitar hacer compras y gastos innecesarios.

Qué otras excusas para no ahorrar dinero estas usando?